Coca-Cola fue, por tercer año consecutivo, la bebida oficial de Paladar, la feria que presenta las tendencias gastronómicas en Paraguay, y se hizo presente en el evento con un stand vintage. Con un estilo clásico de los años ´40 y ´50, muy característico de la marca, los visitantes pudieron elegir su vaso y combinar Coca-Cola con limón, menta, naranja o cedrón.

“Para nosotros es muy importante la asociación que tiene Coca-Cola con las comidas y en Paladar quisimos ofrecer una experiencia única para el consumidor, porque además de disfrutar de la gastronomía, los invitamos a acompañarlos con el sabor de Coca-Cola de su preferencia”, explicó Gabriela Heisecke, Sub Gerente de Marketing de Coca-Cola Paresa.

La idea de hacer un bar de Coca-Cola ya había sido implementada el año pasado, a raíz de una idea del Departamento de Marketing de Coca-Cola de Paraguay de ofrecer algo novedoso y gourmet al mismo tiempo. El resultado fue una fusión del hábito que tiene el paraguayo de mezclar su bebida con limón. El éxito fue rotundo y este año se decidió replicar la propuesta, agregándole un diseño retro al stand.

“La costumbre de que un mozo te pregunte automáticamente ‘¿querés hielo y limón?’ cuando pedís Coca-Cola es súper común en Paraguay, pero en otros países no. Cuando fui a Rusia y le pedí limón el mozo se quedó mirándome con asombro. Fue así como decidimos volver a montar un bar con la meta de que la gente sienta esa libertad de pedir su bebida con, inclusive, hierbas autóctonas. De todas maneras, ofrecimos la Coca-Cola clásica para quien lo quisiese”, explicó Gabriela, resaltando la capacidad de la empresa de adaptarse a los gustos de cada consumidor. Además de ofrecer bebidas variadas, con limón o hierbas guaraníes, los visitantes podían elegir uno de los diseños de vasos de la marca.

Una fiesta para todos

En este contexto de disfrute, no podía faltar Competencia Ecológica, la ONG encargada de promover el reciclaje en eventos multitudinarios, que tuvo a su cargo la disposición de residuos de toda la feria. Para tal efecto, Coca-Cola Paraguay instaló contenedores especiales para papel, plástico y aluminio, en diferentes zonas del Centro de Convenciones Mariscal en el que se desarrolló el evento.

Como en otros eventos, Competencia Ecológica instaló containers para separar los desperdicios.

Este año, más de 13.000 visitantes pasaron por la Feria Paladar y degustaron platos de diferentes regiones, bebidas, cócteles, postres y productos artesanales en 25 locales. “Nos interesa impulsar una marca país desde la gastronomía, como agente de cambio social”, expresó Esteban Aguirre, impulsor de la Feria Paladar.

El evento contó con la presencia de la Ministra de Industria y Comercio (MIC), Liz Cramer, quien habló sobre la importancia de obtener datos concretos acerca del comportamiento del sector gastronómico. La Feria Paladar es una oportunidad para que productores, empresarios gastronómicos y pequeñas, medianas y grandes industrias puedan sistematizar la comunicación y fortalecer acciones.

El objetivo principal del encuentro es proveer datos relevantes y concretos para potenciar el crecimiento y fortalecimiento de un rubro que busca convertirse en industria.  En esa línea, los organizadores de la Feria trabajaron en alianza con Consumer Intelligence (COIN), empresa que realizó encuestas durante el evento para tener más información sobre la oferta alimenticia paraguaya.

Gabriela Heisecke, Sub Gerente de Marketing de Coca-Cola Paresa, presente en el stand de la marca en Paladar