¿Qué pasaría si todos los miembros de la sociedad paraguaya pagaran sus impuestos?, se preguntó Sebastián Acha durante la presentación del informe anual Paraguay y el reto de formalizar la economía informal. Con esta pregunta, el Director Ejecutivo de Pro Desarrollo Paraguay y autor del informe sobre economía subterránea, puso sobre la mesa el tema de la moral tributaria de los ciudadanos paraguayos.

El informe pone de manifiesto que, si bien la informalidad económica representa un tercio del Producto Bruto Interno (PBI) nacional, los números comienzan a mostrar una mejoría: en 2018 el porcentaje de la informalidad se redujo un 1,5 % respecto al año anterior.

“La economía subterránea comprende las actividades que no están registradas por las autoridades competentes y no tributan ni cumplen con las reglamentaciones de la ley. Dentro de esta categoría existen dos subniveles: las que no son susceptibles de formalización, como narcotráfico o tráfico de armas y personas; y las que son susceptibles de formalización, como el contrabando y la evasión de impuestos, entre otros”, explicó Sebastián a Journey.

Ante la premisa inicial, Sebastián fue categórico: “Cuando creía que sabía todas las respuestas, el historiador Yuval Noah Harari me hizo cambiar todas las preguntas”, y agregó que la pregunta correcta que nos deberíamos hacer es “¿cuáles son los motivos por los que la sociedad no paga sus impuestos?”

El caso de Las Tacuaras es paradigmático: esta empresa nacional de producción de huevos que decidió hacerse las preguntas correctas, reveló que es posible modificar conductas tributarias en el país. “El departamento comercial se dio cuenta de que el 12 % de nuestros clientes mayoristas trabajaban en negro; es decir, que pedían sus facturas pero sin nombre. Nos propusimos blanquearlos en tres años y lo conseguimos en apenas un año y medio, todo un récord. Ahora, el 80 % de esos clientes están formalizados y ya facturan. Lo que hicimos fue concientizarlos por medio de charlas sobre el costo de la corrupción. Asimismo, les mostramos que en Paraguay cuesta muy poco formalizarse en comparación con otros países”, explicó Gustavo Koo, Director Gerente General de la firma.

El precio de la informalidad

Por otro lado, el informe indica que la economía informal absorbe más de la mitad de la fuerza de trabajo y comprende a más del 90% de las pequeñas y medianas empresas. Como consecuencia, millones de trabajadores tienen un empleo de baja calidad, nula protección social y carecen de derechos en el lugar de trabajo. ¿Dónde impacta esta realidad? Directamente en la competitividad y productividad del país.

“Tenemos que encontrar la forma de comunicar lo que se está perdiendo la gente por no hacer una contribución social o por no pagar sus impuestos. Por otro lado, proponemos que el gobierno selle un compromiso de austeridad, nosotros la llamamos Ley de austeridad fiscal, con la que todos nos ajustemos el cinturón. Si no hay un estímulo en la calidad de gasto público, difícilmente el ciudadano quiera pagar sus impuestos. El bien común se construye a través de las transacciones ganar-ganar”, afirmó Sebastián.

Cada uno puede aportar desde su lugar para erradicar la informalidad: “Si los ciudadanos exigiesen la factura y tuviesen un mayor conocimiento sobre los proveedores de los bienes o servicios consumidos; y si se abstuvieran de comprar en estas condiciones –por más baratos que sean los productos en relación con el mercado legal-, las empresas se verían obligadas a cambiar su comportamiento”, destacó.

Al cierre de la presentación del informe, que contó con el apoyo de Coca-Cola de Paraguay, Sebastián reflexionó sobre el rol de cada uno en la sociedad: “Cuando seamos contribuyentes del desarrollo comunitario dejaremos mejores oportunidades para las futuras generaciones y ayudaremos al combate a la pobreza con el ingrediente especial de sentirnos parte de esa solución”.

Con la divulgación de los informes, PRO buscar estimular las conductas éticas, competitivas y respetuosas de las normas. “La información es la herramienta más poderosa que tenemos y permite alcanzar una mayor capacidad de incidencia para el cambio en la base de la sociedad”, finalizó Sebastián.

Sebastián Acha, Director Ejecutivo de Pro Desarrollo
Paraguay, autor del informe sobre economía subterránea.

Gustavo Koo, Director Gerente General de la empresa
Las Tacuaras.

Sebastián Acha durante la presentación del informe “Paraguay y el reto de formalizar la economía informal”.