¿Cuánto tiempo debe pasar para que el tronco de un árbol supere los tres metros de circunferencia? La respuesta nos remonta a varios siglos atrás. En el marco de una nueva edición del concurso Colosos de la Tierra, un jurado de expertos se propuso encontrar al ejemplar más grande y antiguo del Paraguay; una búsqueda que, como si se tratara de un film de ciencia ficción, los llevó a hacer un viaje en el tiempo para medir troncos que crecen desde hace más de 300 años en nuestro territorio.  

La iniciativa, impulsada por la ONG A Todo Pulmón Paraguay Respira, es considerada la campaña ambiental más importante del país y, ahora, se perfila a serla de la región, con la primera postulación de un Timbó en la provincia de Misiones (Argentina).

El concurso, que cuenta con el apoyo de Coca-Cola de Paraguay, busca generar conciencia sobre la importancia de los árboles para los  ecosistemas. Este año se postularon al concurso 559 árboles, de los cuales 18 fueron seleccionados y visitados por el jurado para tomar registro de su diámetro y altura. Journey acompañó la visita a los últimos cuatro colosos.

La expedición comenzó con una sensación térmica de dos grados. En medio de la claridad que anunciaba un nuevo día, los excursionistas no pudieron esconder su emoción al admirar la majestuosidad del yvyra pytã de más de 300 años de vida emplazado dentro del Parque Nacional Caazapá en San Juan Nepomuceno (Caazapá).

 “Me sorprendió ver este árbol por primera vez, ya casi no existen de este tamaño. Es inexplicable incluso para nosotros, que cuidamos la naturaleza; es único. Espero que este concurso aliente a más gente a cuidar el bosque para que cada comunidad pueda contar con su coloso”, dijo a Journey Laura Ayala, guardaparques y postulante del primer ejemplar visitado.

Cruzando las fronteras

La expedición, que visitó los departamentos de Caazapá, Itapúa, Canindeyú, Alto Paraná, Caaguazú, Guairá, Central, Concepción y Boquerón, dio este año un giro inédito: cruzó las fronteras y llegó hasta Argentina para visitar un ejemplar imponente.

El Timbó -postulado por Romario Dohmann, un estudiante de la Facultad de Ciencias Forestales de El Dorado, Misiones-, fue distinguido con una mención especial como el primer coloso internacional.

El Timbo, emplazado en El Dorado, Misiones (Argentina), fue distinguido con una mención especial como el primer coloso internacional.
 


El premio mayor de esta edición fue para un yvyra pytã de Edelira (Itapúa), declarado el pasado 21 de agosto como el árbol más grande de Paraguay. El ejemplar, postulado por Fátima Hein, mide 46 metros de alto, la circunferencia de su copa supera los 65 metros y la del tronco es de 6,60 metros.

“Desde hace ocho años, este concurso nos conecta con la gente y con las comunidades que vivieron antes que nosotros en Paraguay. Preservar estos ejemplares es gran un acto de amor”, dijo Víctor Ibarrola, Director Ejecutivo de A Todo Pulmón.