La comisión vecinal Oroité logró recolectar 10.133 kilos de materiales reciclables durante las diez semanas de la competencia.

La avenida que separa los barrios San Pablo e Hipódromo, en las afueras de Asunción, desaparece cuando se trata de colaborar entre vecinos. Así lo dejaron claro los integrantes de la comisión vecinal local, que ganaron el primer puesto en la segunda edición del “EcoDesafío Asunción Recicla”.

La comisión lleva el nombre de “Oroité”, que significa oro puro en guaraní, una imagen que refleja sus acciones en equipo. “Somos un barrio muy unido, muy solidario, en las buenas y malas”, dice con orgullo Gloria Montebruno de Santos, una de las integrantes del grupo ganador, y agrega “que nada, ni una pandemia” logró impedir que participara de las jornadas de recolección.

Gloria Montebruno de Santos, de la comisión vecinal “Oroité”. 

Ese espíritu está presente en cada uno de los 44 vecinos que forman parte de “Oroité”, y el entusiasmo colectivo es el que inspiró a otras varias decenas de personas a participar activamente en el “EcoDesafío Asunción Recicla”. Tanto así que esta comisión logró juntar 10.133 kilos de reciclables en un periodo de 10 semanas.

La segunda edición del “EcoDesafío Asunción Recicla” estuvo organizado por Coca-Cola Paraguay, Soluciones Ecológicas y la Municipalidad de Asunción, en el marco del proyecto “Asunción ciudad verde de las Américas — vías a la sustentabilidad”, encabezado por el Ministerio del Ambiente y Desarrollo Sostenible e implementado por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo. La iniciativa, que también fue un éxito en 2019, busca promover el reciclaje en los hogares.

“El hábito de reciclar se quedó en mi casa con esta competencia. Ahora todos en casa separamos las reciclables. Nos hicimos fanáticos de esta práctica. Con esta competencia aprendí a reciclar, a separar el material reciclable y los vecinos nos unimos más. ¡Estoy muy feliz porque ganamos!”, celebra Gloria. 

EcoPunto de la comisión “Oroité”, ubicado en el barrio Hipódromo, a metros de la línea divisoria con el barrio San Pablo. 

Un logro en equipo

Si hay algo en lo que se basa y a la vez promueve el EcoDesafío es la tarea en equipo: vecinos, recicladores y capacitadores trabajan de forma coordinada para lograr mejores resultados para todos.

Y es que la competencia no solo impulsa el reciclaje a través del fomento del hábito de separación de reciclables y su correcta disposición a través de los centros de acopio, sino que también reconoce el trabajo de los recicladores de base, que tiene un rol esencial en el cuidado del planeta. Por eso, durante la pandemia, Coca-Cola Paraguay los apoyó con la donación de insumos de bioseguridad para que pudiesen seguir adelante con su labor esencial de forma segura.

Cada una de las 16 comisiones vecinales que participaron del concurso, que se realizó entre el 26 de setiembre y el 29 de noviembre, trabajó con un reciclador de base que luego de cada jornada de pesaje recolectaba los reciclables y los llevaba a un centro de acopio para su venta. Así, también se sustenta y promueve la economía circular. 

“La relación con los recicladores fue muy buena. El vecindario apoyó mucho, también los negocios, entonces teníamos mucha cantidad de cartones. En estas semanas de competencia nos ayudamos todos. Como el EcoPunto se llenaba cada semana, algunos llevaban los reciclables a sus casas o a nuestra capilla del barrio. Después los entregábamos a los recicladores”, detalla Saturnino Gavilán, presidente de la comisión vecinal.

Saturnino Gavilán, presidente de la comisión vecinal “Oroité”.

El legado que queda en el barrio es invaluable. “Nos dimos cuenta de que no podemos solos. Aprendimos a reciclar, reducir, reutilizar; que el reciclaje ayuda a mucha gente y cambiar el estilo de vida”, reflexiona Lourdes Beatriz Larroza, secretaria de la comisión.

Lourdes Beatriz Larroza, secretaria de la comisión vecinal “Oroité”. 

Por su parte, Francisco Yegros, que vive en el barrio hace 30 años, resalta que la clave para la unidad de los vecinos es la convivencia pacífica: “Me siento realizado al ganar la competencia” y agrega que, a través del tiempo, la solidaridad entre los barrios se fue dando de manera natural y sostenida. Y esa misma solidaridad es la que abuelos y padres ahora le heredan a los niños.

Francisco Yegros, uno de los fundadores de la comisión vecinal “Oroité”. 

Como comisión ganadora, recibirán USD 1.000 para hacer mejoras en la comunidad. Y los planes no se hacen esperar. “Queremos arreglar las calles, hacerle mantenimiento a la bomba de distribución de los bomberos e instalar cámaras de seguridad”, adelanta Saturnino.

El éxito de las dos ediciones del “EcoDesafío Asunción Recicla” refuerza la certeza de que el camino hacia Un Mundo sin Residuos es el correcto. Ese es precisamente el compromiso de la Compañía Coca-Cola a nivel global, por el que busca recuperar y reciclar el 100% de los envases que pone en el mercado para el año 2030.